Obra de arte del mes - Septiembre 2022

Antonio Barrera
(Roma, 1889 - Forlì,1970)
Il porto, alrededor de 1918
pintura al óleo sobre tela, 104,5x89 cm
inv. AM 28

Antonio Barrera, Il porto, 1918 circa

El cuadro, que puede remontarse a la segunda década del siglo XX (la fecha fijada en la parte inferior derecha, sin embargo, no permite descifrar con precisión la última cifra), muestra una vista de un puerto desde arriba: una terraza alberga un edificio abovedado y un terreno elevado con postes; a la derecha, un hombre mayor, identificable por su pelo ondulado y su boina, camina con aire tranquilo y sereno. Más allá de la terraza se ve un velero con dos figuras en la popa y, más atrás, dos barcos amarrados y el muelle. El contorno de las colinas bajo el cielo traza el horizonte detrás de una cortina residencial muy compacta y densa, formada por varios edificios y una torre o quizás el campanario de una iglesia. Podría tratarse del puerto de Civitavecchia: de hecho, en 1920, con motivo de la LXXXIX Mostra della Società degli Amatori e Cultori di Belle Arti di Roma, Antonio Barrera expuso una obra titulada Porto di Civitavecchia, que podría identificarse con este mismo cuadro, posteriormente adquirido en 1926 por el Governatorato di Roma con motivo de la Mostra Nazionale del Paesaggio.

Una luz cálida y difusa caracteriza toda la composición, dándole un tono irreal y una atmósfera suspendida, acentuada por la lámina de agua inmóvil. El cuadro, seleccionado para la Prima mOSTRA del Novecento Italiano (Milano 1926), interpreta bien la orientación cultural del movimiento promovido por Margherita Sarfatti, especialmente por su reelaboración de la tradición pictórica italiana y su predilección por las formas concretas y simples.
Los temas marítimos están muy presentes en la producción temprana de Antonio Barrera, un artista romano que siguió su vocación artística relativamente tarde debido a dificultades familiares. Tras frecuentar el estudio de Pietro Gaudenzi y animado por el estímulo del famoso pintor Enrique Serra, amigo de la familia, Barrera se dedicó por completo a su actividad artística, abriendo un estudio en Via Margutta y participando, a partir de los años 20, en las principales exposiciones de la época, entre ellas las nacionales de Arte Marinara de 1926 y 1927.

Volver a la sección > La obra del mes de la Galleria d'Arte Moderna